Repite conmigo…

Repite conmigo:

“Después de la crisis, me he levantado.

Cuando he recibido una sacudida, me he recuperado.

Cuando la frustración me abrazó, logré dejarla ir.

Cuando la desesperación se acercó, la ayuda necesaria no me faltó.

Me comprometo a recordar, que en el pasado se ha extendido a mi alrededor toda una red solidaria y de apoyo que me ha ayudado.

Me comprometo desde hoy a ser parte de la red solidaria y de apoyo de otras personas que lo pueden necesitar.…

Dale que hay más ...